Pearlington tech

Tecnología, internet marketing

Si vives en un apartamento seguramente cuentas con poco espacio en casa para tender ropa. Aún viviendo en una casa algunas veces no hay algún área lo suficientemente grande disponible para poder hacerlo. Más si estás en invierno donde tienes menos horas de sol.  En esta situación secar la ropa luego de lavarla se convierte en un desafío a la creatividad y el ingenio.

Existen un montón de alternativas que se pueden conseguir en el mercado. Ya no es ningún tipo de problema contar con pocas opciones y tener que decidirse por un modelo específico por ser el único disponible.  Esta vez vamos a hablar un poco de los tendederos plegables los cuales son fabricados en diferentes modelos, tamaños, capacidad, con distintos materiales y estilos. Ya que tocamos el tema del poco espacio disponible en casa, los tendederos plegables son la solución perfecta a este problema. Algunos son portátiles así que no hace falta instalarlos permanentemente y si no se están usando se pueden guardar. Se venden en diferentes materiales así que hay para escoger el modelo y el que mejor se adapte a tus necesidades.

Hay tendederos plegables que son hechos de acero inoxidable que desplegados tienen el equivalente a 20 metros lineales de espacio para colgar ropa. Estos son tendederos portátiles y muy livianos por lo que se pueden colocar en cualquier espacio dentro de la casa y cuando no se esté usando guardarlo plegado detrás de un mueble, en el lavadero, en alguna habitación vacía o en un espacio del patio trasero.

Tendederos de tipo perchero en donde se pueden tender la ropa en ganchos lo que facilita el planchado porque de esta manera la ropa se arruga menos. Esto además de espacio, va a ahorrar tiempo ya que la ropa ya está organizada en sus ganchos y rápidamente luego de su secado se puede proceder a su planchado para poder guardarla ordenadamente.

Hay un tipo de tendederos en forma de parrilla que van fijados al techo por medio de unas poleas y se puede subir cuando no se este usando para que afecte la estética visual de espacio. Cuando se van a usar por medio de las poleas se bajan para poder tender la ropa en él.

Los tendederos plegables fijados a la pared en donde se pueden desplegar para tender la ropa y cuando no se este usando volver a plegar para que ocupe menos espacio. Están hechos de un material muy liviano y fijarlo a la pared no tiene mucha dificultad. Estos modelos que van fijados a la paredes algunos llegan a tener mucha capacidad lineal para tender la ropa aunque se debe tener en cuenta la cantidad de ropa para colocarle y el tamaño, ya que el peso de la ropa puede exceder la capacidad del tendedero.

En línea se pueden conseguir el modelo buscado todo es cuestión  de elegir el adecuado para que las actividades del hogar sean más eficientes y podamos aprovechar más el tiempo y el espacio disponibles para una mejor calidad de vida.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *